Los búnkers del Carmel, cerrados por las noches

 

Barcelona cerrará los búnkers del Carmel por las noches a tres semanas de las elecciones 

Esta semana acaban las obras de vallado del perímetro, que busca poner fin a los problemas de botellones e incivismo de la zona

En dos años se han puesto 507 multas y se han desalojado a 20.000 personas

En un año, si prosiguen los problemas de masificación, el Ayuntamiento se podría plantear hacer pagar para entrar

Tras años de sufrir botellones e incivismo, parece que los vecinos de los búnkers del Carmel podrán respirar tranquilos y descansar. El 2 de mayo, el espacio patrimonial se cerrará por las noches para evitar más problemas de convivencia. El pasado noviembre, ya informé que la clausura sería en primavera. Esta semana está previsto que acabe la instalación de las vallas, de más de dos metros, en todo el perímetro.

El precinto se materializará a menos de tres semanas de las elecciones municipales del 28 de mayo y después de varias protestas de vecinos y críticas de la oposición, como las de la regidora Eva Parera. En conversación con este blog, la edil de Horta-Guinardó, Rosa Alarcón, recuerda que el cierre viene de lejos y que no es algo de ahora ni de la campaña.

Hasta 1,6 millones de euros

Las obras tenían que estar listas hace un año, pero se tuvieron que volver a licitar porque la empresa no encontraba los materiales por la crisis de suministros derivada de la guerra de Ucrania. El conflicto también encareció el presupuesto inicial hasta los 1,6 millones de euros, aunque la adjudicación fue de 1,4 millones, según figura en la página de contratación pública. Los 200.000 euros restantes hasta los 1,6 millones son de otros contratos relacionados con el proyecto, como la dirección de obras, y auditorías.

Una parte de los búnkers del Carnel, llena de grafitis / Foto: JS

Así, la zona estará abierta en horario de verano, entre las 09.00 y las 19.30 horas, y en invierno entre las 09.00 y las 17.30 horas. El objetivo, además de evitar los botellones, es que no se siga vandalizando el patrimonio del espacio, que gestiona el Museu d'Història de Barcelona.

Más de 500 multas en dos años

Alarcón explica que desde 2021 en los búnkers del Carmel se han puesto 507 multas y se han desalojado a unas 20.000 personas. También se han decomisado todo tipo de aparatos, comida y bebida que se pudieran utilizar para montar una fiesta. En las últimas semanas se ha intensificado la presencia de la Guardia Urbana para poner fin a las celebraciones ilegales. "Éste era el primer objetivo. Ahora, con el cierre, buscamos poner fin a los problemas nocturnos". El dispositivo de la Guardia Urbana seguirá activo.

La edil socialista, que será la número ocho de la lista de Jaume Collboni, niega que con las medidas que se toman ahora se vaya a poner fin a los problemas de masificación de los búnkers. "El espacio se tiene que seguir gobernando. Necesitamos un año para cambiar el público que recibe por otro más interesado en la cultura", explica Alarcón.

¿Se pagará en un futuro?

Ahora mismo, el gobierno municipal no se plantea hacer pagar en los búnkers del Carmel, pero si dentro de un año prosigue la masificación la situación puede cambiar y poner en marcha "un control de aforo" como el gobierno de Xavier Trias hizo en el Park Güell en 2013.

Comentarios

Entradas populares de este blog

El Park Güell de Barcelona, privatizado

Un concejal de Colau tiene mas de 500.000 euros

El culebrón de cargos de Javier Burón en el Ayuntamiento de Barcelona